Iglesia de San Martín


Situada al noreste de Valdeolea encontramos la localidad de San Martín de Hoyos. No tenemos muchas constancias documentales del caserío hasta mediados del siglo XIV, en el Becerro de Behetrías de 1352,  donde se registra en lugar de Hoyos en la merindad de Aguilar de Campoo.

La iglesia de San Martín conserva parte original fábrica románica aunque fue muy modificada con el tiempo. Se trataba de una iglesia con una sola nave con ábside semicircular en la cabecera y una espadaña en el muro occidental. 

A ello se añadieron dos capillas laterales aún en época románica, lo que convierte su interior en una interesante muestra de románico con un arco triunfal y dos arcos laterales, correspondientes a las capillas, cada uno con sus respectivos capiteles historiados.. La construcción original data de la primera mitad del siglo XII, poco después se añadirían las capillas laterales.

La portada se sitúa en el muro sur y está cubierta por un pórtico que debe datar del siglo XVIII. Tiene arquivoltas con chambrana de dados en dos filas; el arco es de medio punto. La chambrana mantiene la misma disposición . Los cimacios son lisos sin decoración y asientan directamente sobre pilastras prismáticas.

El ábside,  semicircular, está recorrido en el tercio superior por una chambrana ajedrezada. Se corona en su cornisa con nueve canecillos de buena talla con motivos animales e iconográficos.

Al respecto de la espadaña podemos decir que debe ser posterior a la construcción original, más o menos de la misma época en que se añadieron las capillas laterales. Que tapada en su parte inferior por una semitorre prismática que alberga en uno de sus sillares una inscripción al respecto de la subvención de esta construcción. Puede leerse, según la intepretación que encontramos en la Enciclopedia del Románico de la FSMLR:

"ESTA OBRA HICIE

RON LOS ILLES SE

ÑORES DON PED

RO DE SOLORZANO (?)

DOÑA MARIA SU

ESPOSA AÑO DE (ILEGIBLE)"

Al respecto del interior lo más interesante es el ábside. Se cubre con bóveda de horno que apoya sobre una fila de ajedrezado de tres filas de tacos. Al respecto del presbiterio se aboveda con un cañón apuntado que carga sobre la cita de imposta ajedrezada. Las capillas laterales se abren desde la nave con arcos de medio punto que apoyan sobre capiteles iconográficos. Ambas capillas se iluminan en el fondo con una ventana aspillera en una y una ventanita rectangular en la otra.  Los capiteles con decoración vegetal y algunos iconográficos en el arco triunfal y el acceso a las capillas laterales.

Hay que destacar, para finalizar, la existencia de una pila bautismal plenamente románica de forma troncocónica que lleva su cuba una tosca representación de una figura humana con los brazos en alto. Aparecen también en la decoración de la cuba dos cruces latinas ambos lados de la figura así como extrañas decoraciones de simbolismo desconocido.

Más Información:

  • Miguel Ángel García Guinea, Románico en Cantabria, Ediciones de Librería Estudio, 1996.
  • Vicente Herbosa, El románico en Cantabria, Ediciones Lancia, 2002.
  • http://www.romanicodigital.com

Ubicación:

Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.